POLITICA


Advierten que puede haber nuevos alzamientos contra Maduro en Venezuela



Fecha: 08/08/2017   13:37

- Después de que el domingo pasado un grupo de militares tomara las instalaciones de la Brigada Blindada 41°, conocida como fuerte Paramacay, analistas independientes advirtieron que el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, no mantiene el control absoluto de las Fuerzas Armadas y que pueden producirse nuevos alzamientos


 Relacionadas





Hernán Castillo, investigador en temas militares, sostuvo que el asalto del domingo produjo “un efecto político y psicológico que derrumba varios mitos: el que las Fuerzas Armadas son absolutamente leales a Maduro, que la revolución cuenta con respaldo cívico-militar y que los organismos de inteligencia del G2 cubano tienen el control de la situación en el estamento castrense”.

En diálogo con Télam, el profesor de la Universidad Simón Bolívar advirtió que puede haber réplicas del pronunciamiento del pasado fin de semana en otras instalaciones militares y que dejó un saldo de tres atacantes muertos y otros tres heridos.

“Las Fuerzas Armadas también están divididas y fracturadas y son partícipe de la crisis social y económica que agobia al país. Ese sector es un volcán en erupción y el gobierno lo sabe. Es cuestión de tiempo para que veamos más eventos como los del domingo pasado”, señaló.

Castillo consignó además que en Venezuela están dadas las condiciones para que haya una guerra civil, “pero no en el concepto clásico de una confrontación abierta sino de media a baja intensidad, si continúan los enfrentamientos en la calle y sin control”.

Por su parte, la periodista Sebastiana Barráez, analista de temas militares, indicó que “la toma de la instalación militar no llegó a ser una sublevación; tuvo un significado político fuerte pues un grupo de oficiales activos y en situación de retiro entró a una instalación blindada y sacó muchas armas. Esto evidencia fragilidad en los controles internos de lugares emblemáticos del ejército”.

Barráez dijo a Télam que los disidentes que escaparon “declararon a la prensa internacional que esperaban el pronunciamiento de al menos cuatro generales activos, quienes a última hora no se sumaron al movimiento”.

Sin embargo, Barráez no cree que alzamientos como los del domingo puedan repetirse debido al férreo control que sobre la oficialidad y la tropa ejercen dos organismos, el Redi, encargado de las regiones estratégicas de desarrollo integral y el Zodi, que se ocupa de las zonas operacionales de defensa.

“Estas unidades -según la experta- son las garantes del apoyo de los militares al gobierno; hay controles por todas partes, por eso extraña tanto el ataque al fuerte Paramacay, que tiene importancia estratégica operacional y que está en pleno centro del país”.

Barráez no descartó cambios en los mandos de inteligencia y reveló que todo el Alto Mando militar fue cambiado hace un mes y que “hubo movimientos en sitios de comando y tropas, lo que hace suponer que el gobierno está a la caza de eventuales conspiraciones”.

“Está confirmado que más de 130 oficiales de tres de los cuatro componentes de las Fuerza Armadas están presos por delitos como ataques a centinelas, traición a la patria, rebelión e insubordinación”, indicó.

Según comentó una fuente oficial a Télam ya se ordenó la destitución de efectivos de los organismos de inteligencia del Estado, tanto civiles como militares. “La purga será radical; nada puede empañar el avance la Asamblea Nacional Constituyente”, explicó la fuente.

A su vez, el especialista en asuntos militares Carlos Martínez dijo a esta agencia que “aunque el descontento entre los militares venezolanos es enorme, el grupo alzado no tiene peso específico o influencia en el resto de la oficialidad”.

Según el analista, tanto el Alto Mando como los comandos operacionales tienen privilegios y prebendas económicas que los consagran como una minoría con poder.

“Forman parte de una gran burocracia administrativa que no va perder posiciones y comodidad, aún cuando sepan que hay descontento y disidencias entre los oficiales jóvenes y en las tropas”, destacó.

Martínez descartó un escenario de guerra civil y dijo que “la oposición debe seguir apostando por una negociación, incluso secreta y fuera del país, con el gobierno”.

“Esta crisis no es de resolución inmediata. La Constituyente seguirá su avance y los antagonistas a esto tienen al pueblo de su parte y a la comunidad internacional. Con estos dos activos, se puede presionar una negociación que puede llevar algo de tiempo”, advirtió.

Sin embargo, algunos de los analistas consultados dudan de la capacidad negociadora de la oposición, debilitada por sus dificultades para construir un liderazgo unificado que llegue a todos los sectores.

“No sabe lo que está pasando en el estamento militar y su discurso no llega a ese sector, como tampoco a muchos opositores. Además, su liderazgo está dividido, aún cuando la mayoría del pueblo no quiere al gobierno ni a la Constituyente”, concluyó Barráez, sumando interrogantes a un proceso que desde hoy tiene en las elecciones regionales de diciembre próximo un nuevo y controvertido ingrediente. (APFMercosur)


Fuente:  Caracas, 08 ago (APFMercosur)









 MÁS LEIDAS....
1 El Canciller argentino llevó al Papa Francisco la preocupación regional por la situación en Venezuela.
2 Temer lanzó a Meirelles y puso en marcha la máquina de fabricar presidentes en Brasil.
3 Maduro ordenó la expulsión del máximo representante de EEUU en Venezuela.
4 EEUU sancionó otra vez a Venezuela y tildó de "farsa" a las elecciones.

Texto a buscar:



ir a Archivo [+]




APFMercosur
E-mail:contacto@apfmercosur.com.ar
Tucumán 257, Piso 2, Dpto. 3º
Tel/Fax: (54) - 343 - 4225374 / 4218368
Entre rios - Entre Rios
Argentina

NAVEGACION

REDES SOCIALES

Copyright ©2018 todos los derechos reservados